NUEVA YORK - A Johan Santana se le vio vistiendo una chaqueta anaranjada, repartiendo provisiones a víctimas del Huracán Sandy en Coney Island, parte de Nueva York que aún no se recupera de una de las tormentas más dañinas en la historia de la Gran Urbe.

"Estaba usando el brazo izquierdo para repartir los paquetes", bromeó Jeff Wilpon, cuya familia es propietaria de los Mets.

"Entonces, no se preocupen", dijo el zurdo venezolano.

Preocuparse es algo que ya no hacen los Mets en cuanto a Santana se refiere. El equipo de Nueva York confía en que el pitcher, quien viene de una temporada de altibajos después de operarse del hombro de lanzar, estará a toda capacidad a partir de febrero.

"Estoy entrenando, poniéndome en forma y esperando estar listo para los entrenamientos" ,dijo Santana. "Todo ha estado bien. Me siento muy bien."

Los Mets posiblemente nunca lleguen a saber exactamente qué le pasó a Santana luego de su juego sin hit ni carrera, en que hizo 134 lanzamientos. Hasta ese punto, el venezolano llevaba tenía efectividad de 2.38 con 68 ponches y 21 bases por bolas en 68.0 innings.

Pero en su salida siguiente, Santana permitió seis carreras y el resto del camino tuvo marca de 3-7 con promedio de carreras limpias de 8.27. Registró 15.63 en sus últimas cinco aperturas.

Tomando en cuenta eso, más el hecho de que sufría varias lesiones de menor grado y con los Mets fuera de la pelea, el equipo decidió en agosto que Santana no lanzara más en el 2012.

En la temporada muerta, Santana ha descansado bastante. En Nueva York, la Johan Santana Foundation se combinó con la Mets Foundation para donarle US$25,000 a ConeyRecovers.org.

Santana se pasará los días festivos en Venezuela, antes de ir a su casa en Fort Myers, Florida en enero para empezar su programa de tiros. Al zurdo se le debe US$25.6 millones para el 2013, más US$5 millones de indemnización para el 2014 en caso de que los Mets decidan no ejercer su opción.

Aunque el enfoque ahora es el futuro, algunos buenos momentos en el 2012 fueron indicio de que Santana podría recobrar la forma de antes.

Y es que los no-hitters causan una gran impresión.

"Fue algo grande, buenísimo para la ciudad y para nuestro equipo", dijo Santana al respecto. "Pero eso pertenece al pasado. Tengo que mirar hacia adelante. Tengo que pensar en mejorar y en ayudar al equipo a mejorar para llegar a la Serie Mundial. Eso es lo que queremos hacer."